domingo, 10 de diciembre de 2017

¡ Gijón ! Parte Gastronómica

Mi experiencia en Gijón no ha sido muy amplia, se reduce solo a 3 días que trabajé allí este verano pasado. Como se trataba de un viaje de trabajo no pude visitar la ciudad como me hubiese gustado y como Gijón se merece, pero espero estos datos que os voy a dar os sirvan como entrante para abriros boca y hacer que la visitéis.

Como os digo, visitar la ciudad como tal no pude, pero lo que si que hicimos yo y mis compañeros fue comer jejeje pescaditos y ricos mariscos, cervecitas, sidras, cafés, comidas de menús caseros, pastelitos de avellana y como no podía ser de otra manera….cachopos jj No nos faltó de nada!

Una zona a destacar es la del puerto, yo estaba alojada muy cerca y tomarte una cervecita en una de las terrazas cercanas al embarcadero, con las vistas al agua es perfecto para una buena escapada. Por esa zona de lo viejo, podéis encontrar muchas terracitas, bares y restaurantes. Destacaré el que elegimos nosotros para poder tomar un rico pescadito, se llamaba “La Farola”  y estaba a dos pasos de la Plaza Mayor, que como cuando fuimos eran fiestas, estaba en pleno apogeo. Como hacía muy buena noche, nos sentamos en la terraza de “La Farola” y pedimos todo material de la tierra;  langostinos, chipirones, ….. Recomiendo!!


Probamos los famosos cachopos en diferentes restaurantes, pero os destacaré el de “El Americano”, un señor cachopo en condiciones. No por tamaño solo, sino por sabor, por presencia y  por calidad. Y es que no es casualidad que este cachopo haya sido premiado.
Tienes dos diferentes, el clásico de jamón y queso de la zona o el de ternera asturiana IGP, champiñones, mousse de pato y jamón. SI vaís varios os recomiendo coger los dos y compartir. No es que tengan una carta muy variada, pero menos es más os lo aseguro, todo lo que probé en aquel lugar estaba de chuparse los dedos, dejamos los platos relucientes.  El ceviche de 10 también!



Yo como soy muy de dulces no puedo pasar sin recomendaros las pastelerías “Danas”, yo fui a una que está frente al Teatro Jovellanos . Allí encontraréis unos maravillosos pastelitos de almendras y a unas chicas muy amables tras el mostrador. Yo me llevé dos paquetes como souvenir para mi familia; uno de “Carbayones” que a mi fueron los que más me gustaron (hay varios tamaños, yo cogí los pequeñitos que son más tipo de bocado) y luego otra cajita de “Lazones de Gijón “ que a mí me gustaron menos, ya que tienen una parte interior como con cabello de ángel o alguna crema similar, en cambio esos a mi padre fueron los que más le gustaron. ¡Hay para todos los gustos señores!

No hay comentarios: