sábado, 16 de septiembre de 2017

¡ Camino de Santiago ! Elección de albergue

A la hora de buscar un techo para poder descansar, existen varias opciones; hoteles, paradores, hostales y también los famosos albergues, privados, parroquiales, de peregrinos, municipales,…

La mayor parte de la gente acude a los albergues de peregrinos, municipales o parroquiales.
Si no recuerdo mal la diferencia es que en los parroquiales o de peregrinos vas aceptando a los peregrinos según van llegando y el coste es únicamente la voluntad. En los municipales en cambio van aceptando a los peregrinos según su llegada pero el coste suele ser entorno a 5 euros. Y el resto suelen poner sus propios precios que suelen ser más elevados, pero en cambio en estas otras opciones aceptan la reserva de plazas con antelación.

Yo elegí esta última opción, me hice un cálculo de cuantos kilómetros podía hacer al día y antes de ir fui llamando a los hostales que más me atraían según las opiniones de internet y fui cerrando noches. Muy importante si haces esto es que si no vas a ir por cualquier motivo, intentes contactar con el lugar para que liberen la plaza.

Para ver las posibilidades que hay en cada pueblo yo siempre recomiendo la guía de Consumer acerca del camino, en ella puedes ver que opciones tienes en cada uno de los pueblos y reseñas de anteriores personas que han pasado por allí. 

Yo en mi primer albergue tuve mucha suerte, me tocaron dos chicos que estaban allí de voluntarios llevándolo que fueron sumamente acogedores. Los compañeros que compartieron camino ese día también lo fueron, fue toda una suerte. 

Os cuento una anécdota de aquella primera noche que nunca olvidaré, al llegar al cuarto fui a mi litera y justo llegó una pareja de señores mayores (tendrían cerca de 75 años) y se pusieron a sacar algunas cosas de su mochila; cacitos, cubiertos y latas de comida, esto me llamó la atención por el peso que suponía llevar esa carga extra a la espalda y aún más a esa edad. Nos pusimos a hablar en inglés y me preguntaron de donde era (Bilbao), de donde venía (Madrid) y donde había comenzado mi andadura (Ponferrada). Entonces llegó mi turno de preguntas y decidí hacer las mismas. 
-De donde son  (Alemania)
-De donde vienen (Alemania)
-Donde han comenzado su andadura (Alemania)
Llegados a este punto yo pensé que era un problema del lenguaje y que no habían comprendido mi idioma, volví a preguntar lo mismo y su respuesta se repitió, Alemania!

Habían comenzado su camino en un pueblo cerca de Munich, hacía ya más de dos meses. Y yo que pensaba que mi camino era largo :)

No hay comentarios: